cv sin estudios

3 ejemplos de cómo hacer un CV sin estudios + guía y consejos

El artículo de hoy puede cambiarte la vida si estás buscando trabajo y no tienes una carrera universitaria. O estudios formales. O ninguna formación.

Hoy te enseñamos a hacer un CV específico para ti y te proporcionamos 3 ejemplos de cómo hacer un buen currículum sin estudios paso a paso.

Queremos que aprendas a destacar tus competencias, experiencias, aptitudes y todos esos valores que posees y que te pueden hacer el más indicado para el puesto, incluso cuando haya otros candidatos con titulación.

Al fin y al cabo la Universidad no lo es todo,  y las empresas lo saben. Está en tu mano ser capaz de poner de relieve tu valía en el CV.

Consejos para hacer un CV sin estudios

1) Elige tu formato y dale forma a tu CV

tipos de curriculum

Primero, antes de empezar, tendrás que pensar qué estructura le vas a dar a tu CV. Te ayudará a centrar la atención del lector en lo que más te interesa, y a causar un impacto positivo en el reclutador.

CV FUNCIONAL

En este tipo de CV se agrupan de forma estratégica tus habilidades y logros por secciones.

Te favorecerá si tienes un perfil multifuncional, con experiencias en diferentes empleos (acuérdate siempre de poner primero las experiencias que tengan relación con la vacante de empleo que estás buscando), o si has estado tiempo sin trabajar, quieres cambiar de trabajo, o si no tienes ninguna experiencia. 

CV CRONOLÓGICO

Este es el que se ordena por fechas, y normalmente se centra en tu experiencia. Es más adecuado si has desarrollado tu carrera laboral en la misma área, ya que te permite mostrar tu evolución profesional.

También existen otras opciones como el CV MIXTO, que combina ambos formatos de CV, y destaca tanto tus competencias y habilidades, como tu experiencia.

Te dejamos aquí ejemplos y más detalles:  Qué tipo de cv elegir. Los 3 formatos más utilizados.

2) Véndete mejor con un buen perfil profesional

El perfil profesional es uno de los primeros apartados que leerá el empleador (porque suele ir siempre destacado al inicio), así que prepara un resumen igual o más profesional que el de cualquier universitario graduado y convéncele de que eres el mejor para el puesto.

La idea es que lea tu resumen profesional, se haga una idea de todo lo que puedes aportar, y que al llegar a tu formación, tengas ganados muchos puntos a pesar de tu falta de formación.

Al fin y al cabo, la mayoría de las veces, lo que realmente quieren saber los reclutadores es si eres competente y si puedes hacer el trabajo. No siempre haber estudiado algo significa que sepan hacer algo.

Para rellenar tu perfil profesional es imprescindible que incluyas:

  • Titular o especialidad
  • Aptitudes y validaciones
  • Recomendaciones y logros
  • Otras informaciones de interés, si hay espacio y nos suman puntos extras para la posición

Puedes ver algunos ejemplos de buenos perfiles profesionales en nuestro artículo: El perfil profesional que mejorará tu CV (Guía + 11 ejemplos)

3) Destaca tus experiencias y logros más relevantes

La experiencia profesional es otra de las secciones clave que te puede ayudar a impresionar al recruiter.

Para sacar el máximo provecho a esta sección, lo primero que te recomendamos hacer es revisar la oferta laboral, para encontrar la información clave.

  • Revisa qué experiencia o qué competencias requieren.
  • Adapta el título y la descripción de las funciones en tus experiencias para que sean similares o relacionadas a los utilizados en el anuncio de trabajo.
  • Destaca uno o dos logros importantes por cada experiencia laboral.
  • Añade competencias que coincidan con la descripción de la oferta.
  • Usa un lenguaje que demuestre tu conocimiento de la industria.
  • Incluye verbos de acción y palabras claves presentes en la publicación de la vacante.

Por ejemplo:

Si el empleador da prioridad a alguien con «capacidad de negociación», ¿qué te parece si incluyes en tu experiencia o logros una muestra de esta competencia?

“Logré reducir los costes de proveedores en un 14%, negociando los costes de adquisición con los principales proveedores, y encontrando otros de calidad similar para el resto de pedidos”.

Si pones este logro en tu experiencia, ya estás demostrando tu capacidad de negociación.

Aquí te dejamos más ejemplos de cómo poner la experiencia y los logros en el CV.

4) Identifica tus habilidades y puntos fuertes y ponlos bien visibles en tu CV

Decíamos que era imprescindible “enganchar” al reclutador antes de que llegue a tu formación ¿no?

Pues para atraer su atención, dale a tus habilidades y puntos fuertes la importancia que se merecen.

Para hacerlo, primero analiza y selecciona las habilidades y competencias claves que requieren en la descripción de la posición vacante. Y una vez tengas esa información a mano, piensa cuáles posees y hacen match con lo que la empresa necesita.

Ahora, puedes crear una sección específica para resaltar esas competencias.

No tienes que ponerlas todas.

Con que hagas una sección con 3 o 4 habilidades críticas para el rol es suficiente.

Pero intenta que lo que digas sobre ti se pueda probar con evidencias, como hemos explicado antes, y si no piensa en algún ejemplo por si acaso te preguntan en la entrevista.

¿Se te ocurre algún otro punto fuerte que puedas destacar?

Te damos algunas ideas.

  • Publicaciones: ya sea en revistas, blogs, informes o estudios, o en tu propio Linkedin. Pon el enlace.
  • Ponencias, charlas, webinars: que hayas impartido ya sea online o presencial
  • Experiencia docente
  • Proyectos personales o colaboraciones profesionales
  • Premios o reconocimientos
  • Incluso puedes añadir enlaces a muestras de tu trabajo, tu portafolio, o web, si tienes.

5) El meollo de la cuestión: ¿qué hacer si la formación no es tu fuerte?

Te digo lo que haría yo, desde mi experiencia como consultora.

Primero, resaltar otros aspectos que hacen que encajes en el puesto como experiencias, actividades, habilidades o intereses que te ayuden a contrarrestar la falta de titulación.

Y después, aprender a poner los estudios no terminados en el CV. Puedes echar un vistazo a este artículo para saber más.

Ahora vamos a ver los principales supuestos.

Si estás estudiando y aún no has terminado

Esta es una de las situaciones más frecuentes y fáciles de resolver, porque si estás estudiando el reclutador verá con ojos positivos el hecho de que estés preparándote.

Añade la fecha de inicio y escribe al lado «en curso”, “cursando actualmente”

Por ejemplo:

Bachillerato
Instituto San Mateo
Madrid
09/2019 – Oct /2021
Cursando actualmente

Si dejaste los estudios y no tienes intención de terminarlos

Si no tienes intención de terminarlos, puedes poner «sin finalizar”,  3º de Grado en …. completado.

De esta manera queda claro que comenzaste esa carrera, pero no acabaste o no obtuviste la titulación.  No hace falta que coloques ninguna explicación adicional.

En estos casos, te recomendamos destacar el número de créditos aprobados y las materias cursadas, especialmente si pueden reforzar alguna competencia requerida por el empleador.

Ejemplo:

Grado en Psicología (sin finalizar)
UNED
30 créditos completados de 1º de Psicología.

Asignaturas relevantes completadas:
Fundamentos de Psico-biología 225 horas
Psicología social 225 horas
Introducción al análisis de datos 150 horas
Fundamentos de investigación 150 horas

Si iniciaste dos carreras y no culminaste ninguna de las dos

Si has empezado dos carreras solo pon la que se relacione mejor con tu puesto objetivo.

¿Por qué no poner ambas?

Porque empezar y dejar varias carreras o cursos puede dejar en entredicho tu madurez y seguridad a nivel de objetivos profesionales, y generará dudas de tu seguridad en querer mantener también ese empleo.

Usa el mismo formato del ejemplo anterior para estas situaciones.

Si no tienes ninguna titulación oficial pero has hecho algún curso relacionado con tu trabajo

Si has estudiado algo relacionado con el empleo que te interesa, ponlo en un lugar visible en tu educación académica o menciónalo en otra sección de tu CV.

Estos cursos te servirán de trampolín para resaltar tus fortalezas, y aminorar el hecho de no haber ido a la Universidad.

Ejemplo:

Poner al principio, detrás de tu experiencia los cursos relacionados que hayas hecho.

CURSOS Y CERTIFICACIONES

Curso de diseño de contenidos digitales
Escuela de Diseño y Marketing (Madrid)
180 horas de formación presencial
Septiembre a diciembre de 2021

Y después, al final, tu Formación académica.

FORMACIÓN ACADÉMICA

Bachillerato 
Instituto Getxo 3
09/2019-06/2022

Más consejos para hacer un buen CV sin tener estudios o experiencia:

Apuesta por un diseño que genere una buena impresión

Sí, también el diseño importa. La presentación de tu CV es un reflejo de ti y de tu profesionalidad, así que no puedes olvidarte de cuidarlo.

Busca un diseño de CV más visual y atractivo, que aporte un valor añadido que te diferencie y que genere una buena primera impresión.

Puedes optar por utilizar algún modelo de CV como los que te dejamos de ejemplo más abajo.

Solo tienes que elegir el que más te represente.

No esperes a la entrevista y explica por qué mereces ese trabajo en una carta de presentación

No siempre hay que enviar una carta de presentación. Pero no está de más que lo valores, porque puede ser de gran ayuda.

Te permitirá ampliar información sobre tus competencias profesionales, experiencias e intereses,  explicar tus motivaciones o cambios de rumbo, y mostrar verdadero interés en la empresa y la posición.

También puede ser una oportunidad para explicar por qué no posees el título académico requerido.

Ponte a estudiar otra vez

Puede que esto no sea lo que quieras oir, pero si tu falta de formación académica sigue interfiriendo en tus metas profesionales, y crees que estás perdiendo muchas oportunidades debido a esto, puede que sea el momento de volver a estudiar.

No tiene por qué ser una carrera universitaria, existen muchos cursos de Formación Profesional o Certificaciones que pueden impulsar tu CV, y cada vez más lo tienes más fácil porque existen miles de opciones para estudiar online o semi-presencial.

Lo importante es que te sigas formando continuamente, para mejorar tu empleabilidad. Mientras estudias, haz la prueba, y sigue enviando tu CV. Te aseguro que muchos empleadores verán como algo muy valorable que completes tu formación y tengas ganas y motivación de formarte/reciclarte.

3 ejemplos de CV sin estudios

Ejemplo 1

cv sin estudios (cv daikiri)
Currículum creado con nuestra plantilla de CV Daikiri

Ejemplo 2

cv sin estudios (cv orange scorpion)
Currículum creado con nuestra plantilla de CV Orange Scorpion

Ejemplo 3 CV

cv sin estudios (cv Blue Hawaii)
Currículum creado con nuestra plantilla de CV Blue Hawaii

Conclusión: ¿Sabes cómo hacer un CV sin estudios?

Repasamos las claves:

Elige el formato de CV que más te convenga, utiliza un diseño profesional y atractivo, resalta tus puntos fuertes: ya sean experiencias, logros, competencias u otras actividades, y aprovecha a enviar una carta de presentación, para explicar más detalles sobre quién eres y demostrar tu valor.

Las empresas valoran la formación, sí, pero  también valoran las habilidades, los rasgos de la personalidad, la experiencia que puedas aportar, o la actitud de los candidatos. 

¡Deja de dudar de tus capacidades y crea un CV sin estudios que marque la diferencia!

Y recuerda, si necesitas ayuda para tu currículum, ¡deja que redactemos nosotros tu CV!

Artículos relacionados

¿Necesitas ayuda con tu búsqueda de empleo? Déjanos echarte una mano
Revisión de currículum
89
90
  •  
Redacción de currículum
149
90
  •  
Preparación para entrevista
89
90
  •  
Traducción de CV al inglés
99
90
  •  
Traducción de CV al francés
99
90
  •  
Ir arriba