habilidades curriculum

Habilidades en el currículum, incluye las más buscadas por las empresas

El currículum es tu primera oportunidad para captar la atención del reclutador.

Por eso es muy importante que incluyas habilidades profesionales y personales en las que te destacas y que te ayudarán a conseguir esa entrevista de trabajo.

Aquí te contaremos cuáles son las más buscadas y cómo presentarlas para que tu currículum destaque.

Las habilidades profesionales o las hard-skills

Las llamadas habilidades profesionales hacen referencia a conocimientos específicos que hemos adquirido en estudios formales, capacitaciones, entrenamientos y/o experiencia. Hacen referencia a “un conocer y un saber hacer”.

Y son un elemento esencial a añadir, para todos los que buscan empleo y especialmente para los recién graduados. Ya que al inicio de la carrera profesional, como se tiene poca experiencia, tienen que  recurrir a los conocimientos adquiridos en la Universidad para optar a la vacante.

Estas habilidades pueden ser medibles y evidenciables, así que cuando  decimos poseer tal habilidad profesional, debemos indicar el grado de dominio que tenemos de esa habilidad: Principiante, Intermedio, Profesional o Experto.

Dependiendo del cargo, el reclutador valorará en mayor o menor medida determinadas hard skills,  y por eso es importante analizar el perfil requerido para el puesto, y así adecuar nuestro CV de modo que sea más atractivo para el seleccionador.

¿Cómo incluir las habilidades profesionales en el CV?

Puedes incluir un apartado separado, pero debes seleccionar las que estén relacionadas con tu trabajo y definir y describir bien tus habilidades.

De nada te sirve mencionar una habilidad que no está relacionada con el puesto de trabajo. No quieras llenar el apartado de todas las hard skills que se te ocurran, limita tu lista y escribe las que consideras relevantes para el puesto.

Tal es el caso de los idiomas, o el dominio de algún programa informático para un puesto de ayudante de dirección en una multinacional.

programa de computacion

Debes clasificarlas por orden de relevancia para el puesto u organizarlas por categorías o incluso por niveles de dominio. De esta manera facilitas su mejor comprensión por parte de quien analiza el CV.

Como ves, no se trata de enumerar una serie de adjetivos que nos describen como trabajadores, sino de incorporar la información en los apartados del currículum de modo que la presentemos de la manera más organizada y llamativa posible.

Lista de las habilidades profesionales más buscadas:

  • Idiomas: Además de inglés, cada vez son más demandados otros idiomas como el chino mandarín, francés o alemán.
  • Manejo de algún sistema integral empresarial:(ERP) como SAP u ORACLE  que son los más usados en el mercado.
  • Conocimientos de programas estadísticos: SPSS
  • Programación: lenguajes de programación Python, C++ o desarrollo de aplicaciones iOS o Android.
  • Programas de contabilidad: NominaPlus, Contaplus
  • Herramientas de gestión de proyectos: Trello o Asana
  • Marketing y análisis de mercado: Dominio de estrategias ATL y BTL
  • Marketing online: Facebook Marketing, SEO, Linkbuilding, Video Marketing, Google Analytics
  • Herramientas de informática: Word, Excel, Power point, prezi, knovio, emaze, etc.
  • Abogacía: Derecho de sociedades, Derecho bancario y financiero
  • Software de diseño: Photoshop, Ilustrator o InDesign. Son indispensables dispensables para hacer presentaciones de impacto.

Recuerda: Escribe tus habilidades después de tu resumen profesional si quieres destacar este apartado. En cambio, si crees que tus habilidades profesionales son estándar o casi no tienes nada que poner puedes ponerlo al final del curriculum.

Y también recuerda conservar un espacio porque las soft skills son igual de importantes.

Las habilidades personales o las soft-skills

Las habilidades personales constituyen nuestro sello personal y son el complemento a las habilidades profesionales para poder destacar.

Serían los rasgos de tu personalidad, inteligencia social y emocional, que te permiten integrarte a un equipo de trabajo, comunicarte, resolver problemas, tomar la iniciativa y un sinfín de situaciones impredecibles.

Recuerda: No infravalores las habilidades personales, porque marcarán la diferencia entre un candidato más y uno sobresaliente.

Técnicamente, son más subjetivas, difíciles de identificar o de medir. Pero son cada vez más demandadas por los reclutadores porque estas no se aprenden fácilmente.

Descubre cuáles son las más buscadas por las empresas y mejora tu CV laboral:

  • Comunicación asertiva: Capacidad para comunicarte efectivamente,con firmeza y con respeto
  • Trabajo en equipo: Capacidad para integrarte y aportar tus fortalezas para alcanzar los objetivos comunes.
  • Creatividad: Capacidad de encontrar nuevas maneras para resolver problemas. Es innovar, romper el status quo.
  • Liderazgo: Capacidad de dirigir, motivar e inspirar a los demás para lograr los objetivos de la empresa y desarrollar el máximo de los trabajadores.

liderazgo

  • Iniciativa o proactividad: Disposición para actuar sin esperar a que lo soliciten, ante el trabajo cotidiano o un problema. Una persona proactiva en grado máximo no es quien resuelve el problema, sino quien evita que se genere.
  • Orientación a resultados: Capacidad para mantenerse centrado para lograr el objetivo a pesar de los obstáculos que puedan presentarse.
  • Orientación al cliente:  Capacidad para darle al cliente la importancia que se merece. Tu filosofía es todo por y para el cliente, conoces bien los servicios o productos, asesoras al cliente en sus necesidades, le fidelizas y le solventas los problemas que puedan surgir.
  • Planificación u organización: Capacidad para hacer un uso eficiente del tiempo, poder discriminar los urgente y lo importante de lo irrelevante o “roba tiempo” del trabajo, de tal manera que puedes responder a tus obligaciones sin retrasos, incluso adelantándote.
  • Compromiso: Podemos definirlo como ese querer permanecer en la organización, ser parte del equipo, dar lo mejor de sí en pro de las metas organizacionales.
  • Tolerancia a la frustración: Capacidad para mantener el ánimo y motivación a pesar de los incovenientes o tropiezos para alcanzar un objetivo. Esta es una habilidad fundamental para desarrollar pues en nuestros tiempos, la tecnología ha acostumbrado a las nuevas generaciones a la inmediatez, lo que les hace muy poco tolerantes con la frustración.

Con esta lista de las principales habilidades blandas te invitamos a reflexionar cuáles son tus puntos fuertes y débiles para así optimizar tu curriculum.

¿Cómo incluir las habilidades personales en tu CV?

Dependiendo del tipo de CV que elijas.

Puedes hacerlo incorporándolas en tus experiencias y logros profesionales, en el caso que hayas elegido hacer un CV Cronológico o en un apartado con el título de habilidades blandas, habilidades personales o competencias, en el caso de que hayas elegido un CV funcional.

Consejos eficaces para destacar ante el reclutador:

Recuerda: El cv es tu oportunidad de captar la atención del seleccionador, por tanto, debes elaborarlo de modo que sea claro, nada de rodeos, ve al grano en lo que deseas expresar. Puede y tiene que ser detallado pero la información debe estar bien organizada.

Además, sigue los siguientes consejos para que no sólo llames la atención del reclutador, sino para que te contacte para una entrevista y seas evaluado para ese cargo que tanto te interesa:

  • Lee detenidamente el perfil del cargo al que deseas acceder. Cuáles son los requisitos solicitados, la formación, los conocimientos, las habilidades, los años de experiencia.
  • Ahora revisa detenidamente tu propio currículo y personalízalo según el perfil que buscan. La idea es que puedas identificar los puntos fuertes de tu CV y que puedas resaltar los que coinciden con el talento que buscan.
  • No mientas y ajusta tu CV al perfil del cargo que aspiras, sin invenciones. Solo se trata de resaltar las habilidades duras y blandas que te favorecen según la experiencia y formación que tengas. ¿Has oído alguna vez lo de: «se pilla antes a un mentiroso que a un cojo»?
  • El tipo del CV importa y mucho. Puedes presentar un CV cronológico, funcional o mixto. Pero en todos los casos el CV debe ser conciso, claro y bien redactado en un máximo de dos hojas. Ten en cuenta que el seleccionador dedica entre 7 y 8 segundos a cada currículum. Así que elige el modelo de CV que más te convenga.
  • Evalúa si te conviene presentar un CV cronológico, en el caso de que hayas desempeñado algún cargo similar al del perfil solicitado y por un tiempo significativo. En dicho caso debes describir tus logros en esos trabajos, resaltar conocimientos adquiridos y habilidades desarrolladas.
  • Si no posees experiencia en el cargo solicitado, pero cuentas con las habilidades y los conocimientos exigidos, te conviene redactar un CV funcional donde resaltarás sobre todo las habilidades y los conocimientos que te hacen una persona idónea para el cargo que aspiras.

¡Ánimo! Ahora que ya sabes qué son las habilidades profesionales y personales, ya puedes empezar a preparar tu currículum. Dedica tiempo y esfuerzo y adaptalo para conseguir ese cargo que tanto te interesa.

¡Mucha suerte!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba