companeros de trabajo

Qué cualidades buscan los reclutadores en 2022

Hoy te contamos algo importante que debes saber.

Una gran parte de los candidatos a un puesto de trabajo son descartados porque sus habilidades sociales, o de comunicación, su actitud, o sus motivaciones no encajan o no están alineados con los de la empresa.

¿Qué significa esto?

Que hemos llegado a un punto en el que no importa la formación o la experiencia específica que tengas, sino que también cuentan y mucho, las cualidades laborales que poseas.

¿Y sabes por qué?

Porque los reclutadores se han dado cuenta de que estas cualidades: hábitos, conducta y rasgos de personalidad, son aspectos que marcarán el encaje en la cultura de la empresa, el trabajo y el equipo.

Por lo tanto, cuantas más competencias profesionales tengas, mejor te posicionarás frente a los demás candidatos.

¿Quieres saber cuáles son estas cualidades que buscan los reclutadores? Aquí te dejamos nuestra lista.

1. Adaptabilidad

¿Te suena esto que dijo Darwin?:

Las especies que sobreviven no son las más fuertes, ni las más rápidas, ni las más inteligentes; sino aquellas que se adaptan mejor al cambio

Pues le damos la razón.

La adaptabilidad es una de las cualidades o soft skills más demandadas por las empresas actualmente.

Ten en cuenta que existen miles de situaciones en las que se requiere adaptabilidad o flexibilidad: un nuevo ambiente laboral, una nueva forma de realizar un proceso, el uso de aplicaciones o herramientas digitales nuevas, nuevas exigencias o culturas.

Por lo tanto, es importantísimo que desarrolles esta cualidad. Quienes lo hacen, son mejores líderes, más felices, llevan mejor las transiciones laborales, y no se estresan cuando las cosas no salen como esperan.

Si de verdad quieres atraer mejores oportunidades profesionales y ser más valorado por las empresas, recuerda: potencia y destaca tu adaptabilidad.

2. Inteligencia emocional

inteligencia emocional

Una persona emocionalmente inteligente es capaz de percibir, entender, y gestionar sus emociones y las de los demás.

Si lo trasladamos al ámbito del trabajo, un profesional emocionalmente inteligente sabe tomar decisiones de manera asertiva y eficaz, sin dejarse llevar por las emociones.

Y eso es lo que necesitan las empresas.

Alguien que sepa escuchar, que esté motivado, que tenga confianza, que sea positivo y empático, y cómo no, que sepa entablar relaciones profesionales y personales duraderas.

Así que atento si en tu próxima entrevista te hacen preguntas situacionales en las que te planteen problemas emocionales.

Si te preguntan por ejemplo:

  • ¿Cómo reaccionarías ante un conflicto en el equipo?
  • Después de recibir críticas de tu jefe o compañeros, ¿cómo te sientes?
  • ¿Sabes decir que no cuando algo no te interesa?

Recuerda siempre ser transparente y honesto en tu respuesta, reconocer tus debilidades o errores, ser empático, y demostrar que eres capaz de hacer frente a las críticas o a las dificultades.

3. Gestión del tiempo

Otra competencia esencial para todos los roles y también para la vida misma es la gestión del tiempo.

El tiempo es dinero dicen ¿no?

Una empresa necesita ver resultados en el tiempo previsto, elevar la productividad, aprovechar y optimizar los recursos de forma continuada, y reducir los costes.

Bien, pues todo esto se consigue gracias a una correcta gestión del tiempo. Ahora valora tú si es importante para las empresas contar con empleados capaces de administrar el tiempo y ser más eficientes.

4. Capacidad para trabajar en equipo

trabajar en equipo

Prácticamente todas las tareas y proyectos llevados a cabo en una empresa se realizan en equipos de trabajo, por lo que es importante tener trabajadores que estén dispuestos a trabajar conjuntamente, de forma que se puedan lograr los resultados marcados, con una distribución de las tareas y responsabilidades adecuada.

Se buscan personas más colaborativas, más empáticas, menos egoístas y más centradas al objetivo común, que creen un buen ambiente laboral.

5. Comunicación asertiva

Una comunicación asertiva es otra competencia clave que nos permitirá estar bien tanto en el trabajo como en todos los aspectos de nuestra vida.

Las empresas son conscientes de que para lograr los objetivos organizacionales y garantizar un buen clima laboral es imprescindible contar con empleados que sepan comunicar de manera efectiva y fluida a todos los niveles de la empresa.

Cuando hay buena comunicación, los equipos se integran mejor, aumenta la productividad, aumentan los niveles de compromiso, y en consecuencia, los resultados de la empresa son más positivos.

6. Capacidad para resolver problemas

Las empresas necesitan gente que más allá de identificar problemas, sean capaces de mejorar la situación o solventar el problema de manera definitiva.

Las personas que cuentan con esta competencia, actúan de forma proactiva, sin perder el tiempo y sin entrar en bucle quejándose o criticando.  

Si eres de los que buscan la causa de los problemas, pero además proponen nuevas ideas, propuestas, o soluciones ajustadas para cada caso, diseñando un plan de acción y teniendo en cuenta las repercusiones para la organización, ¡enhorabuena, porque cuentas con una competencia crítica y altamente demandada por todos los empleadores!

7. Capacidad de autogestión

¿Eres capaz de gestionar tus pensamientos, actividades, y tomar decisiones, de manera apropiada sin depender de una tercera persona o de una supervisión constante en cada paso?

Si no es así, ya es hora de que aprendas a ser más independiente.

Establece tus metas individuales en función de los objetivos empresariales aportando valor y alcanzarás  mejores posiciones en tu carrera.

8. Capacidad de aprendizaje

“Los analfabetos del siglo XXI no son aquellos que no saben leer o escribir, sino aquellos que no sepan aprender, desaprender y reaprender”.

¿Estás de acuerdo?

Nada es estático, vivimos en una época de cambios constantes, y por eso es necesario tener la capacidad y las ganas de aprender cosas nuevas todos los días.

Si no somos capaces de aprender, documentarnos, y actualizarnos, nos quedaremos atrás, y nos acabaremos auto excluyendo del mercado laboral.

9. Actitud positiva

actitud positiva

Actitud positiva significa también estar motivado ante los retos y objetivos de la empresa, con ilusión y compromiso por los proyectos en los que se participa.

Quienes tienen una actitud positiva frente al trabajo, no se paralizan frente a situaciones difíciles. Al contrario, buscan cuál es el reto y encuentran algún aprendizaje de esa situación.

Siempre es más deseable un candidato con una actitud optimista para las actividades laborales y las personas, porque no solo contribuirán a su propio bienestar en el trabajo, sino al de todo el equipo.

10. Implicación, compromiso con la empresa

Implicación con la misión y los valores de la empresa.

Esta cualidad tiene que ver con tres dimensiones:

La primera: se refiere al grado en que una persona se identifica psicológicamente, con la organización, su misión, valores, principios, objetivos, etc.

La segunda: se refiere al grado en que el desempeño en el trabajo afecta a la autoestima del trabajador.

La tercera, se refiere a los sentimientos de deber y obligación que puede sentir un trabajador, y que podrían impactar en el resultado final.

En resumen, los reclutadores saben que cuanto más se identifique un trabajador con la cultura de la empresa, le guste su trabajo y se sienta bien con el resultado final, más satisfechos y  comprometidos estarán, y más valor aportarán. 

Recuerda esto, cuando vayas a tu próxima convocatoria de empleo.

En resumen: ¿qué cualidades buscan los reclutadores?

cualidades buscadas por los reclutadores

Los reclutadores buscan atraer personas con ciertas cualidades:

  • Flexibilidad y adaptación al cambio
  • Capacidad de comunicación interpersonal
  • Actitud positiva
  • Resiliencia o Inteligencia emocional
  • Trabajo en equipo
  • Compromiso e implicación con la empresa
  • Capacidad de gestionarse de forma autónoma.
  • Capacidad de administrar su tiempo según los objetivos y plazos.
  • Voluntad y habilidad para adquirir nuevos conocimientos.
  • Eficacia y agilidad a la hora de encontrar soluciones a los problemas.

Saber transmitirlas depende de ti. Pero desde Currículum y Trabajo te aseguramos que si trabajas y destacas estas competencias te supondrán una ventaja competitiva frente a los demás la próxima vez que tengas una entrevista.

¿Ya sabes cuáles son las cualidades que puedes aportar y cuáles no? Pues si tienes dudas, nosotros te ayudamos. Contáctanos para una sesión de mentoring.

Artículos relacionados

¿Necesitas ayuda con tu búsqueda de empleo? Déjanos echarte una mano
Revisión de currículum
89
90
  •  
Redacción de currículum
149
90
  •  
Preparación para entrevista
89
90
  •  
Traducción de CV al inglés
99
90
  •  
Traducción de CV al francés
99
90
  •  
Ir arriba