seguimiento tras entrevista

Seguimiento tras una entrevista de trabajo (con ejemplos)

Después de la entrevista toca esperar. Pero la espera puede hacerse larga, y parece que la ansiada llamada no termina de llegar.

Si estás en esa situación, y quieres o necesitas saber si te han cogido, escribir un mail de seguimiento de la entrevista puede sacarte de dudas. Pero ¿sabes cómo hacerlo?

En este artículo te contaremos cómo hacer un mail de seguimiento con éxito tras una entrevista de trabajo,no solo para aclarar tus dudas sino también para sacar la máxima ventaja sobre los demás candidatos.

➡️ Descubre todos los modelos de CV y elige el que mejor se adapte a tu perfil: Currículums básicos, Currículums modernosCurrículums creativos.

Por qué deberías hacer un seguimiento después de tu entrevista

Quizás piensas que no hace falta hacer un seguimiento después de una entrevista, te da apuro lo que puedan pensar y te preocupa mandar una señal equivocada.

Pero debes saber que un seguimiento bien hecho te dará la oportunidad de impresionar positivamente al seleccionador y te sumará puntos.

Aquí te contamos algunas razones por las que deberías hacer seguimiento después de tu entrevista:

  • El primer motivo por el que hacer un mail de seguimiento es muy sencillo. Es fundamenteal escribir un mail de seguimiento después de la entrevista de trabajo para que el seleccionador te recuerde. Piensa que los reclutadores participan en varios procesos al mismo tiempo, entrevistando muchísimos candidatos cada día, así que es normal que no se acuerden con claridad de todos los candidatos, o de todas las respuestas. Aprovecha este mail para diferenciarte y recordarle quién eres.
  • Puede ayudarte a destacar habilidades que no mencionaste en la entrevista. Quizá olvidaste decir que te enfrentaste a un desafío similar al del puesto al que estás aplicando o que tienes experiencia con ciertos clientes o mercados en los que también opera la empresa.
  • Te quedarás más tranquilo, después de días dándole vueltas a tu entrevista. Muchas veces los procesos de búsqueda se retrasan por razones que no son inherentes a los candidatos e incluso a la búsqueda misma, de modo que tomar un rol activo a través de un seguimiento con el entrevistador te permitirá enterarte del estado real del proceso.
  • Te brinda una oportunidad de destacar sobre los demás candidatos que eligen no hacer seguimiento. Según una encuesta publicada por CareerBuilder, casi 6 de cada 10 postulantes no envían emails de agradecimiento tras una entrevista.
  • Si ya has enviado un mail de agradecimiento previamente, puedes probar a enviar un mail de seguimiento, para saber cómo va el proceso.

Cómo hacer un seguimiento adecuado después de una entrevista

Una vez finalizada la entrevista, estos son los pasos que debes seguir antes de escribir tu email de seguimiento:

  • Consulta quién será la persona de contacto para este proceso (si es que hubo más de un entrevistador). Esta será la persona que contactarás para hacer el seguimiento.
  • Averigua cuándo esperan saber algo. Quizás eres la primera persona que entrevistan, o quizás la vacante a la que te estás aplicando no debe cubrirse de manera urgente. En cualquier caso, si preguntas cuándo estiman tomar una decisión sabrás en qué momento debes volver a contactar al seleccionador para consultarle acerca de novedades sobre la búsqueda.
  • Pregunta cuáles son los próximos pasos. Si hay más de una entrevista puedes preguntar quién será el siguiente entrevistador e investigar un poco para prepararte para esa reunión.
  • Añade al seleccionador a tu red de Linkedin. Aún si no obtienes el puesto, el seleccionador y tú habreis establecido un vínculo profesional, de modo que sería apropiado enviarle una invitación. En la mayoría de los casos aceptarán, y tendrán tu perfil actualizado a disposición tanto para la vacante a la que te has presentado como para cualquier otra búsqueda futura.

redactar email de seguimiento

A la hora de escribir tu email esto es lo que debes seguir estas pautas:

    • Agradece al seleccionador por su tiempo.
    • Reafirma tu interés en la empresa y en el puesto.
    • Menciona algo interesante de lo que hablarais en la entrevista para recordarle quién eres.
    • Aprovecha para aportar alguna información extra que consideras que puede resultar relevante para el seleccionador.
    • No te alargues demasiado. Ve al grano.
    • Hazle saber que quedarás a la espera de noticias suyas.

Ejemplos de email o nota de seguimiento

Compartimos contigo algunos ejemplos para ayudarte a preparar tus emails:

Ejemplo 1:

Asunto: Re: Entrevista de trabajo – Accounting Manager

Estimado/-a (nombre del entrevistador):

Escribo para agradecerle nuevamente nuestra conversación para el puesto de (puesto de trabajo) el lunes 09 de junio

Fue un placer conocer más sobre (nombre de la empresa) y los proyectos que están llevando adelante, sobre todo la implementación del nuevo ERP en el que tengo vasta experiencia.

Aprovecho para reiterar mi interés en esta posición, que confío puedo desempeñar con éxito.

Tal como acordamos, estaré a la espera de noticias suyas.

Saludos cordiales,

Miriam Larrea

625 154 215

Miriamlarrea@gmail.com

El asunto del mail es importante, ya que determina qué emails se abren y qué emails se descartan.  Así que la manera más efectiva de conseguir una respuesta a tu email es simplemente responder al último intercambio que mantuviste con el entrevistador.

Si eliges enviar un email con otro asunto, ten en cuenta estas sugerencias:

  • Debe figurar el nombre del puesto al que aplicas, ya sea en el asunto o en el cuerpo del mail. Seguramente el seleccionador tenga varios puestos abiertos a la vez y esto le facilitará recordarte.
  • No elijas un asunto muy largo. La mayoría de los servidores de email sólo muestran los primeros 40 o 50 caracteres.

Si durante la entrevista detectaste algún aspecto de tu experiencia que pueda resultar particularmente interesante para la empresa, remárcalo en tu email de seguimiento.

También puedes aprovechar la oportunidad para enfatizar algo que hayas dicho en la entrevista que sientas impresionó positivamente al seleccionador.

Respecto a la firma, debes incluir en ella:

  • Tu nombre completo
  • Título o especialidad
  • Número de contacto
  • Link a tu perfil de Linkedin

Ejemplo 2:

Asunto: Entrevista de trabajo para puesto de Accounting Manager 19/05

Hola (nombre del entrevistador):

Gracias nuevamente por su tiempo en nuestra entrevista del día 05/06. (Nombre de la empresa) parece un excelente lugar para trabajar y estoy realmente entusiasmado ante la posibilidad de formar parte del equipo.

Después de nuestra conversación se me ocurrieron algunas ideas que podrían ayudar a optimizar el proceso de cierre mensual. Adjunto un borrador inicial con el plan del proyecto.

¡Que pase un buen fin de semana!

Miriam Larrea

625 154 215

Miriamlarrea@gmail.com

Si mantuviste una conversación en un tono más informal con el seleccionador puedes enviar un mail de seguimiento en este tono. A pesar de que es un bastante más informal, sigue siendo respetuoso, con lo cual es acertado según qué caso.

Pero no te pases, recuerda no utilizar emoticonos ni lenguaje inapropiado.

Para ir un paso más allá, puedes comentar brevemente algunas ideas que puedan agregar valor a la empresa a la que te presentas. Esto realmente impresionará al seleccionador ¡y hará que  destaques sobre los demás candidatos!

Consejos

  • Encuentra el tono adecuado. No deberías exigir, o sonar frustrado o impaciente. Debes ser siempre amable y educado para poder conseguir ese empleo. No puedes recriminar a tu seleccionador no haberte contactado en el tiempo que tú considerabas prudente. Recuerda que los retrasos en un proceso de selección no siempre tienen que ver con los candidatos ni con la búsqueda en sí misma.
  • Envía el email desde tu correo personal. Enviándolo desde el correo corporativo de tu empresa actual puedes transmitir al entrevistador la imagen de una persona desleal y no es la impresión que buscas dar.
  • Trata de escribir el mail de seguimiento en un momento en que puedas concentrarte y estés relajado. Si aún estás nervioso por la entrevista o no puedes dedicarle toda tu atención, esto se reflejará en el email y no tendrá el impacto que buscas.
  • Personaliza cada email. No está de más preparar un modelo de email para usar de guía en cada proceso en el que participas, pero es importante que tenga un toque personal para que quien lo reciba note que lo has preparado específicamente para esa persona.
  • Recuerda el refrán “Lo bueno, si breve, dos veces bueno”. Sé claro y ve directo al grano. Los seleccionadores tienen generalmente muchos temas que atender y dejarán para más tarde un correo largo o difícil de leer o entender.
  • Si has olvidado mencionar algo que crees puede posicionarte mejor en el proceso de selección, aprovecha para mencionarlo en el email de seguimiento. No hace falta que te extiendas mucho, sólo menciónalo y ofrece ampliar la información si la empresa lo cree conveniente.
  • Revisa el contenido de tu email con un corrector ortográfico y léelo dos veces más antes de enviarlo. El email de agradecimiento es también una oportunidad de demostrar nuestras habilidades de comunicación y cómo nos desenvolvemos en un entorno profesional.
  • Si ha transcurrido un período en que la empresa debería haberte comunicado su decisión y no has tenido noticias, puedes hacer una llamada o enviar un nuevo correo para consultar cuál es el estado del proceso, siempre con tono amable y cordial. No te desanimes, recuerda que muchas veces los plazos no se cumplen en los procesos de selección y tienen que ver con cuestiones propias de la empresa y muchas veces no tienen que ver contigo.

Haz que las cosas pasen

En un mercado laboral tan competitivo como el actual, un seguimiento efectivo después de la entrevista de trabajo es fundamental para destacarte entre los demás candidatos.

Te permite no sólo de demostrar tu interés en el puesto, sino que habla también de tu proactividad y refleja una actitud de “hacer que las cosas pasen” que incrementará tus oportunidades de conseguir el empleo que buscas.

Ir arriba