preguntas entrevista como candidato

40 preguntas útiles que deberías hacer en una entrevista como candidato

¿Sabías que uno de los secretos para tener éxito en tu entrevista es hacer las preguntas correctas?  Sí, seguramente ni lo has pensado, pero no todo es responder bien. 

Si el seleccionador te pasa la “batuta” y te dice: ¿tienes alguna pregunta? debes estar preparado para hacer las mejores preguntas. Preguntas inteligentes, que no hayan sido respondidas en la entrevista y que demuestren que tú eres el candidato adecuado.

Por eso prepararse es fundamental. Te ayudará a descubrir si ese es el trabajo que realmente buscas, y a demostrar al reclutador tu interés por el puesto, y tu capacidad de investigar y comprender las necesidades de la empresa.

➡️ Descubre todos los modelos de CV y elige el que mejor se adapte a tu perfil: Currículums básicos, Currículums modernosCurrículums creativos.

Preguntas sobre el puesto de trabajo

Las preguntas relativas al puesto de trabajo te ayudarán a conocer detalles específicos sobre el puesto, la forma de trabajar, los retos y lo que se espera de ti a corto plazo. Igualmente, te permitirá determinar si estás preparado y dispuesto asumir lo que implica el rol.

Es una buena manera de saber si los objetivos de la empresa coinciden con los tuyos.

  1. ¿Es nueva esta oferta de empleo  o cómo se ha quedado vacante el puesto?
  2. ¿Cuáles son las responsabilidades claves del puesto?
  3. ¿Cuáles son los objetivos del puesto a corto plazo?
  4. ¿Cómo es un día típico de trabajo en este puesto, en qué consiste?
  5. ¿A qué persona voy a reportar, quién será mi superior directo?
  6. ¿Cuál es el reto más difícil del cargo en este momento?
  7. ¿Qué habilidades debe tener la persona que ocupe el puesto para tener éxito?
  8. ¿Será necesario viajar por trabajo? Si es así, ¿con qué frecuencia y a dónde?
  9. ¿Cuál crees que es la clave para tener éxito en este puesto?

Preguntas sobre la formación y desarrollo profesional

Hacer preguntas sobre la formación y desarrollo profesional es señal inequívoca de que eres una persona que busca aprender, crecer y hacer carrera a largo plazo.

Y esto es algo beneficioso para tus intereses personales, pero también para los objetivos de la empresa, ya que mejorarás tu rendimiento y eficacia.

Además, te servirán para conocer el tiempo aproximado y el camino que debes recorrer para alcanzar tu objetivo profesional y decidir si te embarcas o no en este nuevo empleo.

  1. ¿Cuánto durará el período de formación y qué actividades incluye?
  2. ¿Qué programas de desarrollo tienen para los empleados?
  3. ¿Disponen de planes de carrera y sucesión?
  4. ¿Cuentan con un proceso de gestión de desempeño y feedback?
  5. ¿Tendré posibilidades de representar a la empresa en conferencias o participar en comités inter-empresas?
  6. ¿Existe algún proyecto especial en el que pueda trabajar en un futuro?

Preguntas sobre la empresa

A pesar de que antes de la entrevista ya indagaste acerca de la empresa, habrá muchas cosas que aún no sabes, así que aprovecha el momento y obtén información de primera mano para determinar si la cultura y el ambiente de trabajo están acordes con tus aspiraciones e intereses. 

  1. ¿Cuál es la filosofía y cultura de la compañía?
  2. ¿Qué planes tiene la empresa a medio plazo?
  3. ¿Tienen planificado lanzar algún nuevo producto o servicio?
  4. ¿Cómo es el estilo de liderazgo predominante en la empresa?
  5. ¿Cuál es la frecuencia de las reuniones?
  6. ¿Cuál es la percepción de los colaboradores respecto al clima laboral?
  7. ¿Cómo están estructurados los equipos de trabajo?
  8. ¿Qué proyectos están en marcha ahora?
  9. ¿Cuánto tiempo permanecen los trabajadores normalmente en la empresa?, ¿suele haber mucha rotación de los empleados?

Preguntas sobre el equipo de trabajo

Estas preguntas te permitirán identificar la estructura del departamento o área,  aprender cómo está conformado el equipo, descubrir los retos a los que se enfrentan en el día a día para lograr los objetivos, etc

Además, podrás conocer mejor qué tipo de compañeros tendrás, y así sabrás cómo encajar dentro del departamento y cómo contribuir.

  1. ¿Cuáles son los puntos fuertes y débiles de los integrantes del equipo?
  2. ¿Cómo están estructurados los equipos de trabajo?
  3. ¿Cómo se relaciona mi departamento con el resto de la empresa?
  4. ¿Cuáles son los retos más importantes del departamento?
  5. ¿Qué se espera del nuevo “(nombre del puesto)” en los próximos 3 meses, 6 meses, un año?
  6. ¿Quiénes son las personas con las que trabajaré más directamente?

Preguntas sobre el salario y los beneficios

El tema económico es un tema delicado. Sí, puede que sea fundamental para ti y puede que sea la razón de peso por la que estás allí hoy, pero no te recomendamos anticipar estas preguntas antes de hablar acerca del rol y la empresa, ya que al hacerlo podrían interpretar que tu único interés es el dinero.

  1. ¿Cuánto es el salario mensual neto?
  2. ¿Cuáles son los beneficios sociales del trabajo?
  3. ¿Se otorgan bonus o incentivos anuales por desempeño o logro de objetivos?
  4. ¿Cómo es la política de revisión y aumento de salarios?
  5. ¿Se pagan las horas extras?
  6. ¿Existe la opción de teletrabajar desde casa?

Preguntas sobre el proceso de selección

Conocer los próximos pasos y plazos del proceso de selección reducirá la ansiedad que genera normalmente el hecho de estar a la espera. Por lo tanto, haz las preguntas necesarias para que cierres la entrevista sabiendo que ocurrirá en las próximas semanas.

Así sabrás si debes o no hacer un seguimiento tras la entrevista de trabajo.

  1. ¿Cuáles son los siguientes pasos del proceso de selección?
  2. ¿Falta alguna otra entrevista?
  3. ¿Quién tomará la decisión de contratación?
  4. ¿En cuánto tiempo tendré noticias acerca del resultado?

Preguntas que debes EVITAR hacer en la entrevista

Hay algunas preguntas que nunca deberíamos hacer.  Ya que podrían ser utilizadas en nuestra contra si son realizadas en un momento inapropiado o si muestran aspectos negativos de nuestra personalidad o nuestra forma de proceder.

Te dejamos una lista para que la tengas en cuenta:

  • Nunca pidas información que podrías haber encontrado fácilmente con una búsqueda rápida en Google, cómo por ejemplo a qué se dedica la compañía, quiénes son sus competidores. Es signo de falta de preparación.
  • Jamás preguntes si van a verificar tus antecedentes penales o laborales, o si hacen test de drogas, ¿es que tienes algo que ocultar?
  • Evita interrogar al reclutador acerca de él. Que no se te ocurra preguntarle si está comprometido (a) casado(a) o si le gustaría tomarse un café. ¿No crees que te estás pasando un poco?
  • No anticipes las preguntas relativas al salario y los beneficios por lo que ya hemos dicho antes, que el dinero no parezca tu único interés.
  • Nunca preguntes cuándo podrás promocionar o cambiar de departamento o lugar de trabajo. ¿Aún no has empezado y ya estás pensando en ser jefe o cambiar de centro?
  • No hagas preguntas acerca de rumores o noticias negativas de la compañía.
  • Nunca preguntes si la compañía supervisa el correo electrónico o el uso de Internet. No obligues al empleador a pensar mal de ti.
  • Nunca preguntes si te pueden otorgar alguna concesión especial que nadie tiene en la empresa. ¿No te parece muy jeta?
  • No preguntes acerca de cambios de horario. Si ni siquiera has empezado…
  • ¿Existen otras vacantes, cuáles? Parecerá que te da igual el puesto.
  • ¿Tienen un control de horas de entrada y salida? Te estás delatando…
  • ¿Qué tal lo he hecho en la entrevista, cree que he conseguido el trabajo? Es una pregunta poco apropiada y resulta incómoda.
  • ¿Como pronto, cuándo puedo pedir vacaciones?. Dime, ¿de verdad es eso todo lo que te preocupa?

Consejos

  • Intenta evitar preguntas cerradas, de respuesta sí o no. Al igual que los seleccionadores preparan preguntas abiertas para tu entrevista, tú deberías hacer lo mismo para conseguir una respuesta detallada, que te ayude a decidir si quieres formar parte de esa compañía.
  • Prepara entre 4 y 10 preguntas acerca de los temas que necesitas aclarar. No importa el rol, siempre que asistas a una entrevista debes ir preparado con algunas preguntas claves. Y cuanto más alto el puesto, seguramente tendrás más preguntas y más tiempo para hacerlas. Tal vez no puedas hacer todas las preguntas que te prepares, pero es mejor que te sobren preguntas a que evidencies tu falta de preparación.
  • Intenta hacer al menos 2 preguntas. Con 2 o 3 preguntas podrás demostrar que tienes interés por el puesto y que te has preparado e investigado sobre la empresa y el puesto. Pero tampoco te pases preguntando sin parar, que tampoco se trata de que seas tú el que entreviste a nadie. Y además puedes aburrir o molestar al seleccionador.
  • No te centres solamente en un tema cuando hagas las preguntas al entrevistador. Mejor demuestra que estás interesado en diferentes aspectos de la compañía, no en algo en particular, ya que puede parecer que estás obsesionado con ese tema por alguna mala experiencia que hayas tenido previamente.

Conclusiones

Para lograr ese empleo que tanto ansías necesitas mucho más que un CV excelente.

Debes investigar acerca de la organización y acerca del rol, preparar las preguntas que te puedan hacer y ensayar las respuestas apropiadas.

Pero al mismo tiempo, tendrás que prepararte para hacer preguntas inteligentes que te permitan aclarar dudas, que te ayuden a decidir si esa empresa puede cumplir tus aspiraciones profesionales, y, lo más importante, que te posicionen como el mejor candidato para el cargo vacante.

No dejes que te pillen desprevenido. Prepárate y supera con éxito cada fase del proceso de selección y demuéstrale al reclutador que eres el candidato que necesitan.

Artículos relacionados

Ir arriba